La Ciudad Deportiva

La Ciudad Deportiva

Le explota la Granada al Barça

por | April 12, 2014 2:57 PM
0

Los culés tropiezan ahora en liga y dejan a tiro la liga para el Atlético de Madrid.

La caída en Champions League había dejado en coma al Barcelona, pero tenía que pensar rápidamente en la Liga y no aflojar en a recta final.

En Granada todo podía pasar, los culés estaban ero no estaban en el campo. Querían aferrarse al Caderón y al gol de Koke. Ni siquiera se habían dado cuenta que el juego ya había empezado.

Brahimi corría entre el enorme espacio dejado entre Mascherano y Busquets -quien jugaba de central- y anotaba el primer tanto en los primeros minutos. El argelino exhibía las ya e por sí severas carencias de su rival.

Dura estaca clavada en el corazón blaugrana. Sangraban gota por gota pero seguían buscando curar la profunda herida, sin tener éxito. Sus galopadas al arco del griego Karnezis no terminaban con premio; todo terminaba afuera.

Fábregas tuvo el gol, pero estrelló su disparo en la defensa rojiblanca en dos ocasiones, el Granada tenía a la suerte de su lado.

Los nazaríes tuvieron la chance de dar el tiro de gracia antes del descanso. De nueva cuenta, Brahimi disparó a gol, pero Pinto atajó sin problemas. Susto que hacía explotar las alarmas culés, lo mostrado en los Cármenes hacía pensar que no terminaría todo bien.

El pitazo complementario reanudó el suplicio del Barça. Los locales ya no atacaba, preferían buscar la sentencia final mediante un contragolpe. Pero los culés no podían ver a través del muro local.

Karnezis volvía a agrandar su figura con una soberbia atajada ante un disparo de tiro libre por parte de Messi. Daba la impresión que el cuero entraría por el ángulo superior derecho, pero el vuelo del arquero mató toda esperanza.

La diferencia de un gol impulsaba al Granada a pelear cada balón, cada disparo e incluso, cada saque de banda. Su esfuerzo se estaba concretando en un enorme resultado ante el sublíder.

Tiago Ilori salvó en la línea un balón de Neymar que ya tenía pinta de gol. Lo que estaba sucediendo con el Barcelona era realmente surrealista. Todos los balones que llevaban peligro de gol, solo llegaban al arco como simples tiros desviados.

Messi tuvo la última oportunidad de empatar con un cabezazo que se fue por encima del arco de Karnezis.

El silbatazo final decretó otro descalabro para el Barcelona. Dos seguidos entre Champions League y Liga. La Granada le explotó en la mano a los blaugranas

0

Copyright © 2010
La ciudad deportiva, capital de pasiones.
Todos los derechos reservados.